martes, agosto 23, 2005

Obelix

Hoy estuvimos con Obelix en mi casa. Me acompañó a pasear a mi perro a una plaza. Qué buen tipo es Obelix, por lo menos eso parece, aunque quizás detrás de su actitud siempre amable, se esconde un asesino serial. Nunca se sabe. Sí, ahora que lo pienso, éste tiene perfil de criminal. Me cae todavía mejor, entonces. Yo soy asesino, aunque todavía no maté a nadie.
Obelix escribe un blog genial. Sintaxis interesante, con artículos eliminados y apodos ocurrentes, sobre una base de fina ironía, de equilibrado humor. Enmarcado en un paisaje urbano, este bloguer narra sus cotidianas peripecias con sencillez, sin ostentación ni grandes pretensiones ensayísticas, aunque uno intuye que esas crónicas simples son, en realidad, eventos trascendentes. Bue, me puse metafísico.
A eso de las 9 de la noche, se fue con la bici bajo la lluvia.
También pueden leerse textos suyos en

2 comentarios:

Obelix dijo...

Amigo!

Atte.

Marina dijo...

Obelix: lo felicito, está recibiendo lo que merece.

Lo de asesino me mató Rex.

saludos